Jornada frenética del mercado bermellón: Bryan Reyna, Álex Serrano y Fran Gámez

Álex SerranoLocura de día para el Mallorca cuando apenas faltan dos días para el cierre del mercado invernal. En el día de hoy se han confirmado dos salidas, un nuevo fichaje y se encuentran encauzadas otras dos bajas en la entidad. Todo ello a falta de la contratación de un delantero.

El Mallorca ha oficializado la salida de Álex Serrano traspasado al Celta B, reservándose un porcentaje en caso de futura venta. El joven mediocentro ha visto definitivamente cerradas sus oportunidades tras el fichaje de Faurlín por lo que ha optado por tomar la puerta de salida. Pol Roigé probablemente siga su mismo camino, aunque en forma de cesión tras verse superado con los refuerzos de Aridai y Bustos.

Por su parte, Bryan Reyna se acopla al nuevo equipo de Tito San Juan, el Toledo, en calidad de cedido. El peruano deslumbró a comienzo de temporada pero cada vez sus apariciones fueron más grises hasta verse relevado al banquillo más profundo. Tras haberle renovado, el Mallorca ha considerado que es buena opción que se curta hasta final de temporada en un equipo de renombre como el Toledo.

Tras la liberación de fichas el Mallorca parece que aún no ha abandonado Sagunto tras el partido del domingo ya que ha abonado la cláusula de Fran Gámez, lateral derecho del Atlético Saguntino, quien llegará a Son Moix para competir con Joan Sastre, dando por hecha la salida de Fran Grima. El lateral de 26 años cuajó un gran partido contra los bermellones y es uno de los jugadores más destacados del conjunto valenciano. Se caracteriza por ser un lateral profundo, al igual que Joan Sastre, llegando incluso a disputar varios encuentros como mediocentro derecho. Capitán y seña de identidad de la época dorada del Saguntino aterriza en la isla para demostrar su valía y luchar por el ascenso.

CD Toledo 0 – 1 RCD Mallorca

El Mallorca finalizó ayer su «gira» peninsular con la quinta victoria en los cinco partidos que lleva disputados esta pretemporada. Además, es el cuarto partido en que deja su portería a cero. De hecho, Manolo Reina aún no ha tenido que recoger ningún balón del fondo de su portería.

El gol lo marcó Lago Junior, quien está siendo el más destacado de esta pretemporada junto a Cedric. El marfileño remató a la red un buen saque de falta del lateral Bonilla.

Cabe destacar la importancia de la victoria, ya que el CD Toledo es uno de los equipos potentes de la Segunda División B, y quizás sea uno de los conjuntos a los que se tenga que enfrentar el Mallorca en un hipotético play-off de ascenso.

El equipo vuelve hoy a la isla para empezar a preparar el partido del próximo miércoles ante un rival de mayor categoría, el CD Lugo.

Mi primera vez (Mallorca 4-0 Toledo, Temporada 1996/97)

El partido comenzó en el comedor de mi casa. Sea yo un manojo de nervios en un desapacible mes de octubre. Entre la emoción y la ignorancia. Mis tan sólo 11 primaveras aguardaban en el balcón de mi casa esperando ver llegar el Ford Fiesta de mi padrino para ir al fútbol. Era mi primer partido del Mallorca. Mi primera vez. Con suma profesionalidad él, mi padrino, baja el volumen del radiocassette del coche para repasarme algunos de los nombres y dorsales del equipo y dándome cuatro indicaciones de lo que era ver un partido de fútbol allí, en el Sitjar. “Kike Burgos, Galca, Obiku, Valverde, …” murmuraba yo en voz baja como quien repasa la tabla de preposiciones en la escuela.; y dos serbios de impronunciable nombre que pasarían a la historia del conjunto barralet.

Parada obligatoria en uno de los bares de la zona, en los aledaños del Sitjar. Quedan 20 minutos. En la minicadena del bar el locutor de radio ya vaticina un partido para el recuerdo. Paquete de pipas y cojín en mano para unas gradas de cemento, pacientes hacemos la cola de mallorquinistas y amigos para entrar en el fondo norte. El vecindario, en chándal o en pijama, transistor en mano, se asoman a los balcones de sus casas desde los que se ve gran parte del estadio. Yo, que nunca he sido socio de la prudencia ni abonado de la memoria, reviso cientos de veces que tengo la entrada en el bolsillo de mi pantalón. El taquillero corta una esquina de una entrada que no conservo. Estamos dentro. Quedan 10 minutos. Que empiece el partido.

Continuar leyendo «Mi primera vez (Mallorca 4-0 Toledo, Temporada 1996/97)»